Los 3 factores que determinan el éxito de una agencia de traducción son la calidad de sus traducciones, las tarifas y los plazos de entrega. El objetivo de cualquier agencia de traducción debe ser siempre garantizar a sus clientes la mejor calidad en las traducciones que realiza, ofrecer unas tarifas lo más competitivas posibles teniendo en cuenta las circunstancias del mercado y cumplir de forma escrupulosa los plazos a los que se ha comprometido con el cliente.

A continuación, expondremos de forma resumida los puntos citados anteriormente.

Empezaremos por hablar de la calidad de las traducciones. Para fidelizar el mayor número de clientes, tenemos que demostrar que la calidad de nuestras traducciones es muy elevada. Esto no lo conseguiremos traduciendo únicamente con traductores buenos con elevadas tarifas, lo que nos supondría un coste muy elevado y que posteriormente tendríamos que repercutir al cliente. Se trata de que hagamos procesos de selección apropiados de los traductores que trabajarán con nosotros con unos costes equilibrados que nos permitan tener un margen de rentabilidad elevado. Para garantizar una elevada calidad tenemos que fijar una serie de procedimientos y procesos que nos permitan entregar un buen trabajo al cliente. Los procesos de calidad de una agencia de traducción se pueden determinar desde el inicio o a largo de nuestra andadura como agencia.

El segundo factor clave hace referencia a las tarifas de traducción. Es conveniente que fijemos unas tarifas a adaptadas al mercado y que nuestros clientes puedan asumir. Particularmente, pienso que es mejor tener unas tarifas bajas y obtener menos margen en los proyectos de traducción e interpretación, siempre que esto suponga un incremento de los encargos que recibe la agencia de traducción e interpretación. Si no nos adaptamos a las circunstancias de mercado y mantenemos precios elevados en situaciones complicadas corremos el riesgo de perder clientes.

Por último, es muy importante siempre cumplir con los compromisos adquiridos con el cliente. Nuestro mayor compromiso será el plazo de entrega de las traducciones. Los plazos de entrega para cada proyecto no deben ser excesivamente ambiciosos, ya que como consecuencia podemos entregar un encargo de traducción con retraso. En la medida de lo posible, siempre será conveniente fijar plazos en los que podamos hacer las revisiones con dedicación, precisión y tiempo.