A la hora de solicitar una traducción es importante definir el público al que va dirigido: si es europeo necesitarán sobre todo un inglés británico y en otras ocasiones, el idioma requerido será el inglés americano.

Las diferencias son sobre todo en vocabulario en lo que afecta al lenguaje escrito y luego estaría la pronunciación, que afecta al lenguaje oral.
Las terminaciones es “ize” son comunes en el americano y en “ise” son británico. Por ejemplo, summarize or summarise, o las famosas terminaciones center o centre.

Luego el vocabulario. Por ejemplo Cell phone es la expresión utilizada en EEUU en tanto que “mobile phone” es más británico.